Persecución cristiana

Africa – Wikimedia Commons

Este es unos de los signos previos que habría de suceder a la venida del Señor. Y es, sin duda alguna −aunque siempre ha sido así desde que el cristianismo nació−, unas realidad que se da hoy día, pero ahora de manera universal y con gran virulencia e incluso amenazando con incrementarse.

Desde Asía, pasando por el Oriente Medio, hasta Occidente, Oceanía, para concluir en el Afríca negra, las persecuciones del cristianismo se hallan en un momento algido.

Del trato de países como la comunista China, los fundamentalismo religiosos de la India, el Pakistán, Afganistán, Filipinas, Corea del Norte, etc. a la fe en Cristo, cada día aparecen noticias adversas…

El informe anual que publica el Observatorio sobre Intolerancia y Discriminación contra los Cristianos (OIDAC por sus siglas en inglés) ha revelado que, entre 2016 y 2017, las hostilidades contra los cristianos en Europa han aumentado considerablemente, con más de 500 casos documentados.

Del Oriente Medio, donde ha sido prácticamente vaciado de cristianos, tras las guerras de Irán, Siria, etc., junto con la primavera árabe del sur del Mediterraneo, se ha pasado al Africa Negra; donde actualmente −aunque ya lleva tiempo− se están sucediendo acontecimientos de barbarie religiosa; donde los cristianos son las mayores victimas.

Sin ir más lejos, aquí −en la República Centroafricana−  últimamente −el 29 de junio− fue asesinado de un tiro al vicario general de la archidiócesis de Bambari, padre Firmin Gbagoua, y el P. Mathieu Bondobo, el sacerdote Gbagoua murió a causa de un disparo que recibió en el abdomen.

La violencia anticristiana en Nigeria podría convertirse en otra Ruanda. Un obispo de Nigeria advirtió sobre la amenaza del genocidio contra los cristianos en la región central del cinturón del país y describió el aumento de la violencia de los pastores militantes Fulani como una «limpieza étnica».

Según informes locales del miércoles 27 de junio, los extremistas «masacraron a más de 200 personas» en 10 comunidades principalmente cristianas cerca de la ciudad de Jos. El Obispo Avenya dijo: “Los Fulani militantes son ​​criminales y terroristas, pero no hacen las mismas cosas en la mayoría de las áreas musulmanas. Estamos convencidos de que lo que está sucediendo es una limpieza étnica de los cristianos”.

A estos países africanos hay que unir: República Democrática del Congo, Costa de Marfil, Malawi, Kenia, Somalia, Sudán, Eritrea.

 Ante tanto sufrimiento y mártir cristiano, se nos va el pensamiento a aquello de del  Apocalipsis (cap. 6):

[9]Cuando abrió el quinto sello, vi debajo del altar las almas de los degollados a causa de la Palabra de Dios y del testimonio que mantuvieron. [10]Se pusieron a gritar con fuerte voz: «¿Hasta cuándo, Dueño santo y veraz, vas a estar sin hacer justicia y sin tomar venganza por nuestra sangre de los habitantes de la tierra?» [11]Entonces se le dio a cada uno un vestido blanco y se les dijo que esperasen todavía un poco, hasta que se completara el número de sus consiervos y hermanos que iban a ser muertos como ellos.

 ACTUALIDAD CATÓLICA