La post-verdad

La post-verdad

Imagen relacionada

Es verdad lo que se adapta a mi subjetividad. Verdad es aquello que me gusta. La verdad se identifica con el gusto. La verdad depende del capricho de uno. La verdad no interesa, si desagradad, si resulta un obstáculo para sus objetivos, sin cuestiona “su felicidad”. La verdad pues como tal ha dejado de existir.

Verdad es aquello que aquieta una inquietud de nuestra inteligencia. Verdad es aquello incontestable, que satisface a la razón, que cumple el silogismos lógico de premisas y propuestas y su conclusión lógica e incontestable. La razón se revela contra toda proposición ajena a la verdad. Este planteamiento clásico sobre la verdad es lo que ha saltado por los aires.

Seguir leyendo “La post-verdad”

La verdad, lo bueno y lo bello

La verdad, lo bueno y lo bello

De siempre -recordemos a los clásicos Sócrates, Platón, Aristóteles…- ha existido un deseo o pre-tensión al ideal, a la máxima idea o logos del bien, la belleza, la verdad… Una aspiración a la perfección y a la santidad, como han plasmado en todas las religiones, especialmente en la cristiana:  “Sed perfectos como es perfecto vuestro Padre celestial” (Mt 5,48), “Sed santos, porque yo, Yahveh, vuestro Dios, soy santo”  (Lev 19,2b).

Seguir leyendo “La verdad, lo bueno y lo bello”

El profético Milagro de Fátima

El profético Milagro de Fátima

Resultado de imagen de imagenes virgen del carmen milagro del sol fatima

En la sexta y última aparición a los tres pastorcitos, 13-10-1917, se produjo el milagro que ratificaba a Fátima como lugar en que el Cielo, a través de la Virgen, se dirigía a la Humanidad para comunicarle su designio y voluntad profética.

Aquel día hubo muchas conversiones y desde entonces no han dejado de sucederse. Y como dijera en 2016, en el transcurso de una homilía, el obispo de Leiria-Fátima Antonio Marto, “el milagro más importante de Fátima no es propiamente la danza del sol, sino la conversión del corazón y de vida de tanta gente que sucede aquí sin que se vea”.

Seguir leyendo “El profético Milagro de Fátima”

Orar por los malvados

Oración por los malvados

Viendo la brutalidad, injusticia y maldad existente y tantas víctimas inocentes, que sufren o mueren, no queda más remedio que creer y esperar que haya un más allá donde a cada uno se le dé lo suyo, es decir, se haga justicia.

 Lo último reciente ha sido el atentado tremendo en Somalia, que ha costado la vida a 315 personas y otros tantos heridos y mutilados. Pero es uno de tantos…  (victimas en los incendios provocados en Portugal y Galicia, un franco tirador en las Vegas,  brutal persecución a los musulmanes Rohinyás  y cristianos en Myanmar (Birmania);  anteriormente, atentados Burkina Faso, Barcelona, Nigeria…)

Seguir leyendo “Orar por los malvados”

Anotaciones sobre el protestantismo (I)

Anotaciones sobre el protestantismo (I)

 

  • Una Reforma para mermar la posibilidad de alcanzar la plenitud traída por Cristo para todo aquel que crea y se abra a la gracia divina.

 

  • La Reforma protestante, en realidad no fue una reforma sino una revolución religiosa y política a partir de Alemania. Dio pie a un sentimiento nacional alemán opuesto al poder latino de Roma, que cundió por el norte de Europa.

Seguir leyendo “Anotaciones sobre el protestantismo (I)”

Suicidios

Suicidios

El día 11 de este mes de octubre de 2017, el diario español ABC  publicaba un artículo a doble página a cerca del suicidio; titulado la mayor causa de muerte entre los jóvenes españoles entre 15 y 29 años es por suicidios. (En digital pueden verlo aquí)

Ya ve no es por causas naturales, infartos, fallo de algún órgano vital, cáncer, excesos etílicos, drogas, riesgos, accidentes… tráfico, laborable, actividades de riesgo, contagios, etc. No, no es por ninguna de esas causas, es por algo mucho más trágico, porque acaba con una vida en vocación de plenitud y porque compromete su esperanza eterna: es por suicidio. Esta es la causa mayor muerte en la juventud española; y que seguramente sea la de todo nuestro mundo occidental.

Seguir leyendo “Suicidios”

Samaritano

Samaritano

 

         “¿Qué hay, pues, que hacer? No resistir a la ordenación del Espíritu. Y esta ordenación nos dice que no nos sintamos extraños a los que participan de nuestra misma naturaleza, ni imitemos a aquellos a quienes se condena en el evangelio, al sacerdote y al levita, quiero decir, que pasaron de largo, sino conmoverse, junto al hombre de quien se nos cuenta haber sido dejado medio muerto por los bandidos (cf. Lc 10,30ss)” (San Gregorio Niseno)[1].

Seguir leyendo “Samaritano”

Leyenda negra americana antiespañola

La leyenda negra antiespañola (sobre América)

Todos los años, por estas fechas en que se conmemora el Descubrimiento de América, no falta quiénes airean malmetiendo con insidias, difamaciones, medias verdades y calumnias con tal de desprestigiar esa gesta española (y todo cuanto sea español, pues hay mucho antiespañolista, sobre todo en la propia España, haciéndose eco de la “leyenda negra”, y por no se sabe por qué extraño gen incorporado en la gente especialmente de izquierdas o masones de derecha, que a lo largo de estos dos últimos siglos, por estos lares tanto han abundado, desgraciadamente).

Seguir leyendo “Leyenda negra americana antiespañola”

Fátima, 6ª aparición, 13-10-1917

Fátima, sexta Aparición de la Virgen, 13-10-1917

Según relato de Lucia.

Salimos de casa bastante pronto, contando con las demoras del camino. Había gene en masa (70.000 personas), bajo una lluvia torrencial. Mi madre, temiendo que fuese aquel el último día de mi vida, con el corazón traspasado por la incertidumbre de lo que podía de mi vida, con el corazón traspasado por la incertidumbre de lo que podía ocurrir, quiso acompañarme. Por el camino, las escenas del mes pasado, más numerosas y conmovedoras. Ni el barro de los caminos impedía la gente arrodillarse en actitud humilde y suplicante.

Seguir leyendo “Fátima, 6ª aparición, 13-10-1917”

La Virgen del Pilar

LA VIRGEN DEL PILAR, 12-1O-2017

En la noche del 2 de enero del año 40, Santiago se encontraba con sus discípulos junto al río Ebro cuando “oyó voces de ángeles que cantaban Ave, María, gratia plena y vio aparecer a la Virgen Madre de Cristo, de pie sobre un pilar de mármol”. La Santísima Virgen, que aún vivía en carne mortal, le pidió al Apóstol que se le construyese allí una iglesia, con el altar en torno al pilar donde estaba de pie y prometió que permanecerá este sitio hasta el fin de los tiempos para que la virtud de Dios obre portentos y maravillas por mi intercesión con aquellos que en sus necesidades imploren mi patrocinio”

Seguir leyendo “La Virgen del Pilar”

La inteligencia espiritual

La inteligencia espiritual

Lo más importante del hombre es la inteligencia del corazón, decía Fëdor M. Dostoyevski. Y comentaba: existe la inteligencia principal y la inteligencia secundaria. La inteligencia secundaria es la riqueza de las ideas con el arte de manipularlas; sobre ese terreno, los ordenadores son mejores que el hombre. Pero la verdadera inteligencia, la inteligencia principal, es el “candor de una mirada que penetra en el fondo de las cosas”.

Seguir leyendo “La inteligencia espiritual”

El Papa de la ternura y misericordia

El papa de la ternura y misericordia

 Si hay alguna seña de identidad de este Papa, sin duda es la de su tierna misericordia. No es una pose ni una eslogan publicitario, es una virtud que lleva incorporada en su alma. Este Santo Padre es así. Sus gestos, actos, palabras y escritos lo ponen de manifiesto. Llega directamente a la gente, conecta con ella, anula las distancias, empatiza  (que se dice hoy día).

Seguir leyendo “El Papa de la ternura y misericordia”

Quien no salva, no se salva

Quien no salva, no se salva         

 *****

            Una mujer joven se ha tirado al río Sena. Alguien contempla la escena, pero no hace nada por rescatarla de las aguas.

           Desde entonces la conciencia no le dejará vivir ya en paz. El recuerdo de aquella muchacha suicidándose por la que él no hizo nada por salvarla le perseguirá para siempre. Y por fin, sintiéndose sumergirse en esas aguas, ahogarse por el peso de la culpa, ruega ¿a quién?: “Muchacha, arrójate otra vez al agua para tenga, por segunda vez, la oportunidad de salvarnos a los dos”.

            Y continúa diciendo en el silencio: “Una segunda vez, ¡qué imprudencia! Supón que nos toman la palabra. Habría que decidirse… Brrr… ¡El agua está tan fría! Pero tranquilicémonos. Es demasiado tarde, ya siempre será demasiado tarde”.[3]

 *****      

Seguir leyendo “Quien no salva, no se salva”